miércoles, 5 de marzo de 2014

Reseña: Cantos : & : Ucronías, de Miguel Ángel Muñoz Sanjuán, en Koult.es


Miguel Ángel Muñoz Sanjuán: Cantos : & : Ucronías
Por Hasier Larretxea 
Koult.es, 4/03/2014 

El libro es un desafío que moldea el idioma dotando de múltiples posibilidades a la palabra.

Miguel Ángel Muñoz San­juán (Madrid, 1961) abre en su último libro un espacio discursivo donde la construcción de los significados aturden y destellan con la intensidad y la dureza de la estancia que se despojó de su propio pasado. En Cantos : & : Ucronías aparecen códigos y la deconstrucción del lenguaje con el propósito de fortalecer las murallas que crea con la palabra. Aquella que dialoga constantemente con lo indescifrable y enigmático a través de una creencia sin símbolos que se despliegan desde las aristas de un misticismo encubierto. No en vano el libro está dedicado a la memo­ria de José-Miguel Ullán.

El autor bordea los senderos de una poética fragmentaria que destruye las alineaciones del discurso para dotar a la palabra de nuevas formas donde se erigen el simbolismo y la autenticidad de un discurso donde inevitablemente están latentes la ausencia, el dolor y la pérdida. En este libro las palabras y sus designios están entrelazados por una correlación y una construcción horizontal que amplían el horizonte comunicacional para dar cabida a una experimentación idiomática donde los símbolos guían cada poema.

Porque el poeta desteje los sacrificios de las marcas de la vida para convivir con la placidez del sueño, donde “la belleza no está exenta de muerte”. En su divagar y ejercicio amplía los límites de la sintaxis para dejar lugar al silencio y al vacío, para construir lo visual de un poema estirando sus formas y adentrarnos así en un akelarre de hablas y sombras desconocidas. “Los muertos hablando en presente: & : los vivos intentando conciliar el pasado:

El libro es, además, un desafío que moldea el idioma dotando de una multiplicidad de posibilidades a la palabra, guía inquebrantable de la voz que se halla en la frontera de la memoria y de su ausencia. Despliega un dialogo que es el ritual con el que construye las coordenadas donde ondea el alcance de su enigmático universo.

En  Cantos : & : Ucronías cada palabra nos lleva a otra, las señales no disponen de nombre y la fe es el designio de la pertenencia de refugios. Son cantos ofrecidos desde la comunión del fuego, donde la mitología de la herencia dispone el presagio de la eternidad. Donde el exilio es morada, la marca que transfigura la visión de lo esperado. La permanencia del recuerdo, el lugar donde el poeta se resiste a olvidar los lugares por los que transita. Aunque sea exilio, aunque disponga el aliento del apátrida. Cuando la poesía es la creencia de la vida. La honestidad de su brisa. Más allá de los límites del alfabeto.